Antonio Salvador Plans. / FB

CULTURA

Antonio Salvador hablará sobre los aspectos lingüísticos en la obra de Luis Chamizo

Será mañana jueves 30 de septiembre, a las 20.00 horas, en la Casa de la Cultura, organizado por la Comisión El Miajón de los castúos.

Pedro Fernández
PEDRO FERNÁNDEZ

Mañana jueves 30 de septiembre, la Comisión organizadora de El miajón de los castúos de Guareña, organiza la segunda conferencia del ciclo « Explorando a Chamizo«, que lleva por título ' Reflexiones sobre aspectos lingüísticos en Luis Chamizo', a cargo del Doctor en Filosofía y Letras por la Universidad de Extremadura, Antonio Salvador Plans. Será a las 20.00 horas en la Casa de la Cultura.

Es Catedrático de Historia de la Lengua Española, ha sido vicedecano y decano en funciones de la facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Extremadura, donde se formó, y ha compartido mesas redondas y jornadas técnicas con miembros de la Real Academia de la Lengua o el Instituto Cervantes. Antonio Salvador centra su labor investigadora, primordialmente, en tres grandes núcleos: Lengua literaria, Dialectología, y Teoría lingüística.

Cuenta con cinco proyectos de investigación subvencionados, de una duración de 3 años cada uno: dos por la Junta de Extremadura (Geografía lingüística de las hablas extremeñas, La frontera lingüística castellano-leonesa al norte del río Tajo) y tres por el Ministerio de Educación y Ciencia. Tiene numerosas Comunicaciones y Ponencias presentadas a Congresos, concretamente catorce; además de Cursos y Seminarios impartidos, a destacar « Lengua, casticismo e intrahistoria en Luis Chamizo«, en el VIII Seminario de Lengua y Literatura Españolas. La Generación del 98, en Málaga (1998). Otros: » Diversidad de las Hablas en Extremadura«, en Cáceres (2000), de carácter internacional. Y » El habla en Extremadura y su enseñanza«, en Pinofranqueado (2001) en el CPR de Caminomorisco como entidad organizadora.

Antonio Salvador deja claro que no quiere polémica alguna cuando habla de «la lengua extremeña», que solamente se limita a aportar su visión como experto en la materia. Y expresa, radicalmente, que «no existe una lengua extremeña, pero no porque lo diga yo, sino porque las definiciones más habituales de la mayoría de filólogos que se han dedicado a esta cuestión, e incluso lo que aparece en las ediciones del diccionario de la Real Academia indican que para que haya una lengua, han que darse una serie de característica. Son una definición plena, una nivelación alta y ser vehículo de una cultura muy diferenciada». En el caso de Extremadura, esto no se da, por múltiples motivos. «Primero, porque no hay un extremeño único. No es lo mismo el habla de Los Santos de Maimona que el de Herrera del Duque que el de un pueblo de la zona de Coria. Hay enormes diferencias lingüísticas. Podría discutirse si es dialecto o habla, pero desde luego, lo de lengua en absoluto«, así manifestaba en prensa escrita el doctor en Filosofía y Letras de la Universidad de Extremadura.