Melchor, Gaspar y Baltasar recibieron la visita de muchos niños acompañados de sus padres

Los Reyes Magos en la Casa de la Cultura recibiendo la entrega de cartas de los niños./Pedro Fernández
Los Reyes Magos en la Casa de la Cultura recibiendo la entrega de cartas de los niños. / Pedro Fernández

La ilusión reinó en la entrega de cartas a los Reyes Magos que escucharon los deseos de los más pequeños de la casa.

Pedro Fernández
PEDRO FERNÁNDEZ

Muchos niños con sus padres y demás familiares y amigos, recibieron en la tarde de hoy jueves 3 de enero a sus Majestades los Reyes Magos de Oriente, que llegaron a Guareña para recoger las cartas de todos ellos. O mejor dicho fueron Melchor, Gaspar y Baltasar quienes recibieron a muchos pequeños y escucharon los deseos de los niños que fueron bien atendidos y asesorados por los consejos reales.

La cita era en el salón de actos del Centro Cultural que abría sus puertas a las 17.00 horas para la entrega de cartas. El área de cultura del ayuntamiento había configurado algunos cambios con relación a otros años. El orden de sus Majestades sentados en sus tronos en el escenario, de cara al espectador, Melchor a la derecha, Gaspar en el centro y Baltasar a la izquierda; se habían ordenado tres filas, según el deseo de los pequeños para entregar las cartas a los Reyes Magos.

Melchor conversando con dos pequeños.
Melchor conversando con dos pequeños. / Pedro Fernández

También presentes la asociación de mujeres La nacencia que colaboran participando en el reparto de chocolate calentito a los asistentes pequeños, gentileza del ayuntamiento de Guareña.

Los Magos de Oriente iban recibiendo a sus huéspedes infantes llenos de ilusión, unos, y con algo de recelo, otros. A la siniestra de cada Rey, el buzón real, y a su diestra un cesto colmado de caramelos que repartían en cada visita. Después venía la foto con móviles para el recuerdo.

Este año Baltasar ocupó la zona más cercana a la puerta de emergencia, lugar por donde salía el público, con su característico turbante y plumas en la cabeza, su túnica y su capa azul. En el centro Gaspar, con su gran barba rubia, corona en la cabeza, traje azul, y capa roja. Y Melchor, el primero por la derecha de cara al espectador, con su gran barba blanca, corona en la cabeza, traje verde y capa marrón. Los Reyes recibieron, uno a uno, a los niños que hicieron cola pacientemente desde la calle Cuatro Esquinas, toda la casa cultural, y dos escalinatas del salón de actos hasta llegar al escenario y dirigirse al Rey deseado. Cada niño venía con su carta preparada de casa para entregársela al Reye elegido. Su Majestad preguntó a cada niño por su comportamiento en casa y en la escuela, después el niño le contó al Rey lo que le había pedido en su carta y los buenos deseos para con su familia y los amigos.

Al finalizar la entrega de cartas bajaban los infantes del escenario y pudieron degustar chocolate calentito, una gentileza del consistorio municipal que la asociación de mujeres 'la nacencia' colaboran en el reparto.

Y ahora sólo queda esperar a que, después de la Cabalgata de Reyes del jueves 5, en la noche de madrugada del 6, Melchor, Gaspar y Baltasar dejen todos esos regalos en las casas de Guareña. «Pórtate bien que los Reyes lo ven todo»... «A dormir que los Reyes te están viendo»... «No pidas muchos juguetes que los Reyes se enfadan, sois muchos niños»... Estas son algunas de las muchas frases que cada año los padres repiten a sus hijos vísperas de los Reyes. Días de ilusión y alegría de los pequeños de la casa.